Cómo comprar un televisor en 2016

¿Buscas un consejo honesto para comprar tu próximo televisor? CNET te explica lo más importante a saber sobre los modelos este año.

Sarah Tew/CNET

Comprar un televisor nuevo es una experiencia abrumadora. Los precios varían enormemente entre los televisores del mismo tamaño. Los fabricantes y los vendedores echan mano a prestaciones adicionales, nombres altisonantes de tecnología y alegaciones hiperbólicas sobre la calidad de la imagen para hacer que gastes más. Y como es normal, Internet es un pantano de cifras y opiniones conflictivas, para no hablar de la jerga inentendible.

Esta guía tiene como fin ser un oasis en medio del vasto desierto de información precisa sobre los televisores. Me esfuerzo por brindarte información útil y fácil de entender que te ayude a escoger tu nuevo televisor. Pero la guía no puede contestar a todas tus preguntas, y cuando la leas verás que no te ofrezco "el televisor perfecto para ti" al final. Lo que sí espero es darte las herramientas básicas que necesitas para poder comprar ese nuevo televisor con toda confianza.

Al grano: ¿Qué televisor debo comprar?

Si quieres pasar por alto todos los detalles y comprar un buen televisor, te ofrezco tres opciones rápidas:

¿Buscas consejos más detallados sobre cómo comprar un televisor en 2016? Sigue leyendo.

Tres reglas para comprar un televisor

1. Ignora (la mayoría) de las especificaciones

Como regla, el principal propósito de la lista de especificaciones de un televisor es bombardearte con términos y cifras confusos en un intento por que compres la versión más cara. Los únicos números realmente informativos son los de Entradas y Peso/Dimensiones.

La relación de contraste por lo general es una tontería. La frecuencia de actualización (60 Hz, 120 Hz, 240 Hz, etc.) es algo complejo y en definitiva subjetivo (cuando no está inflado en un televisor 4K). Cifras aparentemente relacionadas como las del control de movimiento en la imagen son falsas. Los ángulos de visión para televisores LCD y LCD de retroiluminación son inventadas, y la tecnología LED no significa necesariamente una mejor imagen, lo mismo esté aumentada por Quantum Dots o Triluminos. (Y aprovechando que hablamos de estas cosas, sí, todos los cables HDMI son lo mismo).

En vez de depender de la lista de especificaciones para conocer detalles que te ayuden a identificar qué televisor tiene un mejor desempeño, nuestro consejo es sencillamente que la ignores. Las especificaciones te pueden ayudar cuando tratas de diferenciar un televisor sobre la base de características, como si tiene tecnología Smart TV o un control remoto avanzado, pero son inútiles, en el mejor de los casos, y engañosas en el peor, cuando se usan como herramienta para determinar la calidad de la imagen.

marketing-mania.jpg
Geoff Morrison/CNET

2. Mientras más grande, mejor

Yo recomiendo un televisor de por lo menos 40 pulgadas para el dormitorio y de al menos 55 para la sala de estar, y 65 pulgadas o mayor es mejor. Si estás reemplazando tu televisor, esos tamaños quizás te parezcan muy grandes, pero confía en lo que te digo, un televisor grande es espectacular.

De hecho, más que cualquier otra "característica", como resolución 4K, HDR, Smart TV o un control remoto avanzado, comprar un televisor más grande es el mejor uso que puedes dar a tu dinero. Una de las quejas más comunes que he escuchado después de comprar un televisor es que no es lo suficientemente grande.

El límite superior lo determina tu presupuesto, gusto y el espacio de que dispones. Si lo vas a colocar en un mueble, asegúrate de que tenga al menos una pulgada de espacio por los lados y la parte superior, para propósitos de ventilación. O sencillamente bota ese mueble viejo y cómprate un televisor más grande.

Confía en nosotros, más grande es mejor.

3. Vale la pena considerar televisores 4K y HDR

Si has estado viendo televisores en los últimos meses, probablemente te habrás enfrentado a la decisión de comprar o no uno de 4K. Y también probablemente hayas visto "HDR", que significa alto rango dinámico.

Los televisores con resolución 4K, también conocidos como UHD (Definición Ultraalta) tienen cuatro veces la cantidad de pixeles que la resolución 1080p. Eso suena como una gran mejora, pero en realidad es muy difícil ver la diferencia en nitidez entre un televisor 4K y uno HDTV. Dicho se manera sencilla, esos pixeles son demasiado pequeños para entregar un beneficio útil, a menos que te sientes muy cerca del aparato. E incluso así, necesitas mirar contenido en 4K (programas de televisión, películas o juegos) para salir ganando.

Por otra parte, los televisores LCD 4K son fáciles de fabricar, así que están bajando rápido de precio. Vizio, TCL e incluso Samsung ofrecen televisores 4K de 65 pulgadas por unos US$1,000. En estos días, muchos televisores -especialmente los grandes- tienen resolución 4K, y los modelos de 1080p y resoluciones más bajas están quedando en el rincón de las gangas.

hdr-tv-03.jpg

La mayoría de los discos 4K Blu-ray también tienen HDR.

Sarah Tew/CNET

La mayoría de los televisores de precio medio y los avanzados 4K de este año también son compatibles con HDR, que entrega mejor contraste y color, y a diferencia de los 4K, probablemente puedas notar mejoras en comparación con un aparato HDTV normal. Ahora, el grado de la mejora (si que es la hay) depende del televisor, y al igual que con los 4K, tendrás que mirar contenido HDR para percibirla.

Los programas de televisión y películas en 4K todavía son cosa rara hoy en día, y HDR es incluso menos común. Servicios de transmisión como Netflix y Amazon ofrecen los dos, pero sólo unos cuantos títulos. Puedes invertir en un reproductor 4K Blu-ray (como el Samsung UBD-K8500 o el Xbox One S), que también tienen HDR, y discos para reproducir. En este momento, en Estados Unidos no hay canales de televisión con contenido 4K, e igual sucede con las transmisiones HDR.

Así las cosas, no importa si miras un programa en HDTV o un disco Blu-ray 4K HDR, casi todos los mejores televisores son 4K con HDR. Si estás buscando un televisor más grande o de mejor desempeño, probablemente termines con uno 4K de todas formas, y hay buenas probabilidades de que también sea HDR. Por otra parte, si tratas de ahorrar dinero, un buen televisor de 1080p es tu mejor opción, y no quedará obsoleto en mucho tiempo.

tv-testing02.jpg

Todas las reseñas de televisores que hace CNET se realizan comparando un máximo de otros 7 televisores.

Sarah Tew/CNET

El asunto de la calidad de la imagen

Yo considero que la mejor calidad de imagen por tu dinero es la clave a tener en cuenta al comprar un nuevo televisor. Es el factor más importante que citan los compradores sobre su decisión a la hora de comprar.

Si no le das tanta importancia a la calidad de la imagen, entonces conseguirás el mejor valor separando los televisores por el precio y tamaño de pantalla que desees y escogiendo el más barato de la marca en que confías. O al menos puedes leer la próxima sección de esta guía.

Desafortunadamente, la calidad de la imagen es también lo más difícil de juzgar por ti mismo sin llegar a comprar el aparato y llevártelo a casa (e incluso así podría ser difícil). Es que depende de muchos factores, como la calidad del contenido y la señal, la iluminación del lugar donde esté el televisor y la configuración del aparato, todo eso puede afectar el verdadero potencial del televisor.

En las reseñas de televisores que hacemos en CNET controlamos esas variables en un intento por nivel el campo para una comparación directa. Pero incluso así, y después de calibrar todos los televisores sobre una norma conocida, observamos diferencias considerables en calidad de modelo a modelo. Discrepo completamente con la opinión de que "todos los televisores HDTV se ven igual".

Después de más de 15 años reseñando televisores HD, creo que puedo hacer algunas generalizaciones que he observado sobre la calidad de la imagen:

  • Una buena imagen es la que reproduce la fuente de la manera más fidedigna posible sin "mejorar" el color, el movimiento u otras características.
  • Los televisores OLED tienen la mejor calidad de imagen. Pero todavía son bastante caros, de manera que ahora que los televisores de plasma son cosa del pasado, casi todos los televisores usan tecnología LCD LED.
  • Los televisores LCD LED con atenuación local con frecuencia tienen un mejor desempeño que los que no tienen esa tecnología.
  • Los televisores LCD LED con retroiluminación LED completa con frecuencia tienen un mejor desempeño que los que retroiluminación en los bordes.
  • La capacidad de reproducir negros oscuros -lo que se traduce en un alto contraste- es el ingrediente más importante de una buena imagen.
  • La saturación del color, sobre la que influye directamente el contraste y nivel de negro, es el segundo factor más importante, seguido por la precisión del color.
  • En un entorno brillante, las pantallas mate son las mejores para reducir los reflejos. Las mejores pantallas brillantes también preservan bien los niveles de negro.
  • Los factores menos importantes son la resolución, la gama de colores, el procesamiento de video, la potencia lumínica y la resolución de la pantalla (4K vs. 1080p).
  • Muchas personas no se dan cuenta que están observando el llamado efecto de telenovela y pudiera ser que la calidad de la imagen de su televisor fuera mejor si lo desactivaran.
  • Una mala configuración de la imagen en un buen televisor por lo general se ve peor que una imagen calibrada en un televisor de menos nivel.

Estas son sólo generalizaciones, de manera que es común encontrar televisores que las infringen. Muchos televisores LED LCD tienen excelente uniformidad, modelos con atenuación local que se pueden ver peor que los que no la tienen, colores poco precisos que pueden verse peor incluso si la saturación es la correcta, y televisores con buenos niveles de negro que se ven peor que otros con niveles de negro peores.

En resumen, la calidad de la imagen es algo más complejo que contar pixeles o leer las especificaciones, y tu mejor opción es leer reseñas, como las de CNET. También esperamos que puedas tener la oportunidad de ver un buen televisor frente a ti junto con una persona que pueda explicarte las razones por las que es bueno.

Más allá de la calidad de la imagen
Por una parte, considero que ninguno de estos extras son necesarios ni tan importantes. Por otra parte, muchas veces están presentes en televisores que tienen mejor calidad de imagen y cuestan más dinero, de manera que vale la pena conocerlos.

Smart TV
Puesto que puedes conectar un caja barata HDMI para dar "inteligencia" a cualquier televisor -en el sentido de que tienes acceso a Netflix, Amazon Instant y el resto- los "apps" del televisor con frecuencia resultan redundantes. Pero incluso así, es muy probable que tu próximo televisor tenga apps Smart, no importa si le das uso o no.

tcl-up130-roku-tv-03.jpg
Sarah Tew/CNET

Televisores de pantalla curva
En mi reseña del primer televisor LCD curvo, el Samsung UNHU9000, dije que esa curva era "una tontería total". Y eso fue después de tener uno en mi casa durante un mes. La curva le resta, más que le agrega, a la calidad de la imagen, y a final de cuentas parecía un toque estético más que cualquier otra cosa. Sigo pensando que no vale el dinero extra que cuesta.

Sarah Tew/CNET

3D
Otrora un extra futurista lleno de promesas -- ¿recuerdan Avatar? -- los televisores 3D básicamente no van a ninguna parte. Este año, Samsung, el mayor fabricante de televisores del mundo, abandonó completamente el 3D, uniéndose así a Vizio y la mayoría de las otras marcas. Los aparatos avanzados de LG y Sony todavía lo ofrecen para los fanáticos, pero eso es todo.

Control remoto
Si no planeas usar un control remoto universal o el que vino con tu caja de cable, presta atención al que vino con tu televisor. Resulta agradable que puedas controlar otros dispositivos directamente y yo prefiero que los televisores incluyan remotos de tamaño mediano con botones iluminados bien diferenciados. Los controles avanzados con control de gestos y otras prestaciones están bien, pero un buen modelo universal casi siempre funciona mejor.

samsung-unku7000-series-11.jpg
Sarah Tew/CNET

Conectividad
Este aspecto se vuelto más fácil a medida que las entradas más importantes se van reduciendo a un solo tipo: HDMI. Así que sólo tienes que contar el número de dispositivos que quieres conectar y asegurarte que tu televisor tiene por lo menos la misma cantidad de puertos HDMI (estaría bien que tenga uno o dos más por si quieres agregar dispositivos). Los puertos USB y/o ranuras para tarjetas SD vienen bien para mostrar fotos. Sólo tienes que preocuparte de los puertos analógicos si tienes un dispositivo viejo que conectar, como el Nintendo Wii.

Consideramos que HDMI 2.0, HDCP 2.2 y la decodificación HEVC son necesidades en un televisor 4K, pero casi todos los nuevos aparatos de ese tipo los tienen.

Estilo delgado
Para bien o para mal, los televisores son como un mueble, y los de pantalla grande pueden dominar un salón incluso cuando están apagados. Por eso es que los fabricantes de televisores se han concentrado en adelgazar sus aparatos. Los mejores ejemplos son tan delgados que parecen casi un cuadro cuando se ven desde los lados o en una pared. Desafortunadamente, los televisores LCD retroiluminados delgados tienen, en mi experiencia, problemas de uniformidad en la imagen.

03sony-xbr-65x930d.jpg
Sarah Tew/CNET

Preguntas frecuentes

Por si acaso no toqué algún tema sobre el que querías saber más, éstas son algunas otras preguntas que he escuchado sobre los televisores a lo largo de los años.

¿Cuál es la mejor marca de televisores?
No tengo una marca favorita. En su lugar, trato de juzgar los televisores por sus méritos individuales, pasando por alto el caché de la marca o su reputación. Ni siquiera pruebo los televisores a largo plazo, pero por lo que conozco de las principales marcas, son más o menos fiables. Algunas marcas tienen un mejor desempeño en mis pruebas, o vienen con controles remotos, sistemas Smart o diseños que prefiero por encima de sus competidores, pero estos aspectos pueden cambiar con frecuencia.

¿Cuál es el mejor televisor para los juegos, para ver deportes?
Esta es una pregunta difícil. Creo que los mejores televisores para casi cualquier cosa son los que tienen mejor nivel de negro, color y otras características básicas (para no mencionar una pantalla más grande).

La resolución de movimiento no es una preocupación importante porque los movimientos borrosos en las imágenes de eventos deportivos son inherentes a la fuente, y la demora de entrada, que medimos en todas las reseñas, y que con frecuencia pueden modificarse con modalidades especializadas de juegos que son comunes en la mayoría de los televisores.

Sarah Tew/CNET

¿Cómo ajusto la imagen? ¿Debo calibrar mi televisor?
El ajuste apropiado de la imagen es muy importante para sacar el mayor partido a tu televisor. Dicho eso, los preajustes como "Movie", "Cinema" o "Calibrado" te ofrecen la imagen más precisa en la mayoría de los televisores.

¿Qué accesorios debo comprar?
Permítanme decirlo otra vez: todos los cables HDMI son lo mismo. Si ya no tienes un control remoto universal, debes comprarlo.

¿Cuánto tiempo me durará mi nuevo televisor
La respuesta corta es "debe durarte mucho tiempo".

Sarah Tew/CNET

¿Puedo usar mi televisor como monitor de computadora?
Claro que puedes, y debe funcionar bien, especialmente si es de resolución 4K.

¿Qué formato HDR es mejor, HDR10 o Dolby Vision?
Ninguno ha probado ser mejor que el otro en nuestras pruebas, pero por el momento los televisores con Dolby Vision se ven mejor cuando reproducen contenido Dolby Vision.

En serio, ¿qué hay entonces con SUHD, Super UHD, Triluminos, Quantum Dots, UHD Alliance Premium Certified y otras cosas?
¿Te acuerdas cuando te dije que no le hicieras caso a la lista de especificaciones?

¡Gracias por leernos!

Sarah Tew/CNET


Video Destacado
Close
Drag