CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Convierte el disco duro de tu 'laptop' en disco duro extraíble

Si has cambiado tu 'laptop', no te deshagas de su disco duro. Puedes reciclarlo convirtiéndolo en una unidad de almacenamiento extraíble.

No te deshagas de un disco duro que ya no uses.

Western Digital

¿Cuál es la manera más óptima de mejorar una computadora portátil? Fácil: sacarle el disco duro mecánico y cambiarlo por una unidad de estado sólido (SSD, por sus siglas en inglés).

La computadora será más rápida, su batería durará más, funcionará a una temperatura inferior (lo que puede alargar la vida de la laptop) e incluso puede llegar a ser más silenciosa, ya que las SSDs no tienen partes que se muevan y son completamente silenciosas.

Pero, ¿qué pasa con tu viejo disco duro una vez hayas hecho el cambio?

Fácil de nuevo: convierte ese disco duro interno en un disco externo.

¿Por qué reutilizar un disco viejo?

El motivo para librarse del disco duro era que era muy lento, ¿verdad? Tal vez comparado con la SSD que lo ha reemplazado sí, pero sigue pudiendo funcionar como disco duro y ser muy práctico como fuente de almacenamiento secundaria.

De hecho, podrías usarlo como disco para hacer copias de seguridad o tal vez conectarlo a tu router para conseguir una unidad de almacenamiento conectada en red (NAS, por sus siglas en inglés). Es portátil y te lo puedes llevar de viaje siempre que necesites. Y siempre te puede venir bien en caso de que haya algún problema con el nuevo disco duro y necesites recuperar tu información anterior.

Pero no va a ser como si pudieras conectar el disco duro a un puerto USB. Al menos no de momento.

Envuélvelo

orico-hard-drive-enclosure.jpg

Las cajas para discos duros pueden tener mucho estilo, como ésta de Orico perfecta para viajar.

Orico

Has visto discos extraíbles convencionales, ¿verdad? Son pequeñas piezas alargadas que se conectan por USB. ¿Cuál es la diferencia entre eso y lo que tú tienes? Una cosa: un estuche o caja que cierre o proteja el disco. Además la caja pasa de la interfaz SATA (la que hay dentro de tu computadora) a USB.

La buena noticia es que los estuches o cajas no son caros y su instalación es rápida y fácil.

Empieza determinando cuál es tu tipo de disco duro -- algo que ya debes saber si compraste e instalaste tú mismo la SSD. (Si hiciste que lo hicieran en una tienda, ellos deberían poder darte los detalles). Seguramente será un disco duro SATA y, como que viene de una laptop, lo más seguro es que sea de 2.5 pulgadas.

Ahora todo lo que necesitas es una caja diseñada para discos duros SATA de 2.5 pulgadas. Eso resuelve los temas internos, ahora tienes que decidir los externos.

Específicamente, ¿USB 3.0 o 3.1? El primero te garantiza compatibilidad con hardware más antiguo pero hay algunas cajas con interfaces USB 3.1 (también conocido como de tipo C). Es una opción a considerar si crees que vas a usar este disco duro extraíble con computadoras más nuevas.

Esta funda cuesta unos US$35.

StarTech

Si tienes previsto viajar mucho (y llevarte el disco portátil contigo), asegúrate de escoger una caja sólida y que pueda soportar movimiento y golpes. También hay cajas transparentes si te gusta ese aspecto "desnudo" o cajas que se iluminan si te gustan las LED de diferentes colores...

Una opción que puedo recomendar sin problemas es la Orico 25Au3, una caja compacta de aluminio disponible en rojo o naranja. Es mucho más interesante que la típica caja negra o plateada y viene con una funda de protección para viajes. Tiene una interfaz USB 3.0 y un diseño sin tornillos para instalar tu disco duro. Newegg vende la Orico ahora mismo por US$16.99.

Postoperatorio

Después de instalar el disco duro en la caja, deberías poder conectarlo directamente con tu computadora y debería funcionar como un disco duro extraíble normal. Si no es así, tal vez no tengas más remedio que reformatearlo -- que es algo que tal vez quieras hacer de todos modos.

Mi consejo: considera dejar el disco duro intacto, al menos hasta que hayas usado el nuevo disco SSD durante unas semanas y todo esté funcionando como debería.

Una cosa está clara: teniendo en cuenta lo baratas que están las cajas y la mucha utilidad que tienen los discos duros extraíbles, el único motivo para retirar un disco duro viejo es que no funcione.

Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO