CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Cómo, cuándo y por qué usar un gestor de contraseñas

Comprometerte con un gestor de nombres de usuario y contraseñas es una manera de hacer tu vida 'online' más simple -y más segura.

Seguridad
password-manager-promo.jpg
Matt Elliott/CNET

Empecemos con el porqué. La razón por la que debes utilizar un gestor de contraseñas es doble: para hacer tu vida en línea más segura -- y, de paso, más fácil.

Un gestor de contraseñas almacena las contraseñas para tus distintas cuentas y perfiles en línea y te ahorra el tener que recordar - e ingresar - cada una cada vez que visitas un sitio protegido por contraseña. En cambio, tus contraseñas están encriptadas y guardadas por tu administrador de contraseñas, que luego se protege con una contraseña maestra. Dado que te ahorras el tener que recordar todas tus contraseñas, te verás menos tentado por la peligrosa idea de utilizar la misma contraseña para todas tus cuentas. Con un administrador de contraseñas, puedes crear contraseñas seguras para todas tus cuentas y mantener todas esas contraseñas guardadas detrás de una contraseña maestra fuerte.

No importa qué gestor de contraseñas decidas usar; lo importante es elegir uno y usarlo siempre. La mayoría de los gestores de contraseñas ofrecen servicios gratuitos limitados con planes pagados ya sea a través de una suscripción o aplicación de pago que te permite almacenar un número ilimitado de contraseñas y sincronizarlas a través de dispositivos, incluyendo PCs con Windows, Mac y dispositivos móviles.

Independientemente del administrador de contraseñas que elijas, el proceso de instalación es más o menos el mismo. Yo uso PasswordBox, porque la aplicación ha sido recientemente adquirida por Intel Seguridad y actualmente está regalando muchas cosas. Sin tener que pagar un centavo, puedo almacenar todas mis contraseñas y sincronizarlas a través de mi escritorio de Windows, MacBook Pro, iPhone y iPad.

Según el blog de Password Box, está ofreciendo suscripciones premium de forma gratuita hasta que se libere su próximo producto.

Instalando un gestor de contraseñas

Con PasswordBox, puedes apuntarte para abrir una cuenta ya sea mediante el app móvil o el sitio web de PasswordBox en una computadora. Yo elegí la segunda opción y descargué PasswordBox desde su página web, que resultó ser una extensión del navegador. He creado mi cuenta gratuita al dar mi nombre, correo electrónico y elegir una contraseña maestra. Antes de continuar, permítanme unas palabras sobre cómo crear una contraseña segura.

Tu contraseña maestra no debe ser una repetición o incluso un derivado de una de tus otras contraseñas actualmente en uso. Trata de crear una contraseña única que contenga al menos ocho caracteres, incluyendo tanto mayúsculas y minúsculas, números y símbolos.

password-box-create-acct.jpg
Captura de pantalla por Matt Elliott/CNET

Después de crear tu cuenta, puedes utilizar la extensión para el navegador y la aplicación móvil para agregar tus cuentas. PasswordBox enumera una serie de los servicios más populares, tales como Dropbox, Facebook y Twitter y puedes añadir manualmente otros. Al igual que otros gestores de contraseña, PasswordBox puede almacenar más que tus contraseñas. Tiene una sección para almacenar números de tarjetas de crédito, tu número de seguro social y otros datos. También puedes compartir de forma segura las contraseñas con otros usuarios de PasswordBox, y hay incluso un generador de contraseñas que crea contraseñas seguras para reemplazar las contraseñas débiles que probablemente están utilizando muchas de tus cuentas online. Por último - y quiero decir por último - hay una característica llamada Legacy Locker que comparte tus contraseñas con un amigo o familiar de confianza en el caso de tu fallecimiento, ayudando a tu familia a administrar tu vida digital después de que tu vida real ha terminado.

Usando un gestor de contraseñas

Después de un poco de trabajo para añadir tus cuentas protegidas por contraseña en el gestor de contraseñas que hayas elegido, quedarás liberado de tener que recordar una bandada de contraseñas y acceder a páginas web con éstas. Para las cuentas que ha almacenado con PasswordBox, por ejemplo, podrás iniciar sesión automáticamente.

password-box-add-new.jpg
Captura de pantalla por Matt Elliott/CNET

Si eso es demasiado fácil para ti, puedes desactivar Auto-Login para ciertas cuentas, lo que requerirá que hagas clic o toques en el botón de inicio de sesión (PasswordBox seguirá ingresando tu nombre de usuario y tu contraseña por ti). Si tienes varias cuentas para un sitio, PasswordBox proporciona un menú desplegable para que puedas elegir qué cuenta deseas utilizar.

Una cosita antes de concluir

Todos los gestores de contraseñas utilizan algún nivel de encriptación para proteger tu identidad. PasswordBox, por ejemplo, utiliza Advanced Encryption Standard (AES-256) para cifrar las contraseñas que almacenas con él. Y no almacena la contraseña maestra, lo que significa que no hay forma en que ésta puede caer en las manos equivocadas - mientras que también significa que debes recordarla, porque no hay manera de recuperarla en caso de olvidarla.

Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO