Cinco consejos para sacarle el mayor provecho a tu monitor de ejercicio

Te decimos cómo hacer que esa pulsera de actividad física cubra tus necesidades.

misfit-watch-fitness-tracker-2883.jpg

¿Tienes un nuevo monitor de ejercicio? Te tengo malas noticias: simplemente llevar puesto un monitor de actividad física no te ayudará a perder peso, de acuerdo con un estudio reciente de la Universidad de Pittsburgh.

Eso no significa que tu nuevo dispositivo no pueda ayudarte en tu nueva travesía de ejercicio. Solamente significa que no puedes colocarte un Fitbit en la muñena y esperar que por arte de magia comiences a adelgazar. Ah, y significa que probablemente necesites algo de información sobre cómo sacarle el mayor provecho a tu monitor de ejercicio. Aquí te ofrecemos algunos consejos sobre cómo hacer que ese Fitbit, Jawbone o Apple Watch funcionen para ti, y que, ojalá, te duren unos seis meses completos antes de que comiencen a acumular polvo en algún cajón.

Configura tu perfil

Casi todos los monitores de ejercicio vienen con un app de acompañamiento. Probablemente necesitarás la aplicación para varias cosas -- como ver tus datos a lo largo del tiempo -- así que estoy seguro de que ya lo has descargado. Pero, aunque estés tentado a hacerlo, no deberías saltarte el proceso básico de configuración para poder obtener los beneficios. Tu monitor de actividad necesita esa información básica -- tu edad, sexo, altura y peso -- para mejor su precisión a la hora de determinar cosas como el largo de tus pasos y las calorías que quemas.

Calíbralo

Configurar tu perfil es el primer paso. Para obtener la información más precisa, deberías explorar en la configuración de tu monitor y calibrar las funciones específicas (como meter los datos sobre tu mano dominante en el Fitbit Flex, por ejemplo). La mayoría de los monitores de ejercicio ofrecen algún nivel de calibración. Aquí te damos más información sobre cómo calibrar algunos de los monitores de actividad más populares:

Úsalo en tu muñeca no dominante

La mayoría de la gente lleva el reloj en su muñeca no dominante. Tu monitor de ejercicio es como un reloj (y, en la mayoría de los casos, es un reloj), y también deberías usarlo en tu muñeca no dominante. Si eres diestro, entonces estamos hablando de tu muñeca izquierda, o tu muñeca derecha si eres zurdo.

La razón es que mueves mucho tu mano dominante a lo largo del día, y esto puede dar como resultado que tu monitor de ejercicio reporte incorrectamente un alto número de "pasos". Si bien algunos monitores de ejercicio, como los Fitbits, te permiten introducir los datos de la muñeca en la que lleves el monitor (y cuál de tus manos es la dominante), muchos no lo permiten, así que, para estar seguros, úsalo en tu mano no dominante.

Conéctalo con otros apps

Tu monitor de ejercicio tiene su propio app, pero ése probablemente no es el único app con el que se pueda sincronizar. Si estás intentando cambiar de estilo de vida para bien, existen un montón de aplicaciones y servicios relacionados con la salud -- incluyendo MyFitnessPal para vigilar tu consumo de alimentos y el conteo de calorías, MapMyRun para monitorizar y desplegar en un mapa tus sesiones de ejercicio, y MedHelp para monitorizar tus patrones de sueño y otras condiciones de salud -- que probablemente puedan aprovechar los datos de tu monitor de ejercicio.

Recuerda que no es más que una herramienta

Ya sabes que portar un monitor de actividad física todo el tiempo no te ayudará como por arte de magia a ponerte en forma y perder peso. E incluso si has personalizado y calibrado tu monitor con tus especificaciones físicas, los datos que obtengas -- especialmente el gasto de energía (las calorías quemadas) -- no es necesariamente superpreciso, de acuerdo con un estudio encargado por el Consejo Estadounidense para el Ejercicio.

Tu monitor de ejercicio puede ser definitivamente una herramienta útil en tu rutina de ejercicios, pero es solamente eso, una de muchas. No cometas el error de pensar que llevar un monitor de ejercicio y alcanzar las metas que tiene incorporadas (como dar 10,000 diarios) sustituirá la necesidad de hacer ejercicio y alimentarte bien.

Close
Drag