CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Tecnología automotriz

Valió la pena esperar por el Tesla Model 3

El vehículo más asequible de Tesla cumple lo prometido: es atractivo a la vista y tiene un excelente manejo.

Los fanáticos de Tesla ya habían esperado bastante desde que la compañía comenzó a aceptar pedidos para el Model 3 a principios del 2016, pero la espera ya terminó. Tesla acaba de entregar sus primeros sedanes Model 3 y ahora acelera la producción a plena capacidad. Esas son buenas noticias para los que hicieron su pedido con antelación, pero la buena noticia para todo el mundo es que finalmente ha llegado lo que todos esperábamos, y además con una buena experiencia al volante.

Precio y desempeño

El precio del Tesla Model 3 comienza en US$35,000. Pero eso es antes de los beneficios fiscales federales o estatales, que pueden restar miles al precio del vehículo. La autonomía nominal es 220 millas, pero los que necesiten más más tendrán la posibilidad de adquirir la edición Long Range, que agrega US$9,000 al precio y 90 millas de autonomía. Eso significa que si quieres tener una autonomía de 310 millas con una carga el precio comienza en US$44,000.

Elon Musk había dicho originalmente que el Model 3 saldría a la venta con pocas configuraciones, así ha sido, porque por ahora sólo estará disponible la edición Long Range. Los clientes tendrán seis colores para escoger: aunque el negro es estándar, hay dos tonos de plateado, azul, rojo y blanco, que cuestan US$1,000 más. También puedes gastar US$1,500 adicionales en ruedas de 19 pulgadas, y otros US$5,000 por el paquete Premium Upgrades, que incluye asientos ajustables con calefacción, un mejor sistema de sonido, luces LED y luna tintada en el techo, que probablemente quieras si planeas conducir bajo el sol.

Pero hay más. El Piloto Automático de Tesla, que ofrece asistencia avanzada al conductor en las autopistas y carreteras debidamente señalizadas, cuesta US$5,000. Y si quieres agregar los sensores adicionales para que el Tesla se conduzca totalmente automático cuando Tesla termine de desarrollar el sistema, son otros US$3,000.

Si sumamos todo eso, el precio se dispara a US$59,500. Pero es cifra es US$10,000 menos que el Model S que se vende en este momento, específicamente el Model S 75, con una autonomía de 275 millas. Me inclino a decir que es una buena oferta por tu dinero, aunque menor que los US$35,000 que cuesta la edición básica..

El Model 3 acelera de cero a 60 millas en 5.6 segundos y tiene una velocidad máxima de 130 millas por hora. Si optas por la edición Long Range, la cifra baja a 5.1 segundos la velocidad máxima aumenta a 140 mph. Si lo comparan con el modelo de gama superior, el Model S P100D, que alcanza 60 millas por hora en 2.4 segundos, puede parecer lento, pero 5.1 segundos es más que respetable, y como es un vehículo eléctrico, la respuesta inmediata del acelerador hace que se sienta mucho más veloz.

Tesla Model 3

Acostumbrarse a la pizarra central probablemente demore un tiempo, pero no es tan mala como muchos temían.

Tesla

Impresión inicial

Las cifras, como la autonomía y el precio, son muy importantes para el éxito de un vehículo eléctrico, pero sólo son la mitad de la historia. Me complace informarles que la otra mitad es igualmente buena.

El vehículo se desbloquea con un sensor de proximidad, que se conecta con tu teléfono a través de Bluetooth LE. Pero sí, también tiene una llave física y las manijas de las puertas son manuales, a diferente de las automáticas del Model S. Cuando la presionas, la manija se abre hacia fuera, muy parecido a las del Nissan GT-R.

Los asientos premium que probé son bajos, cómodos y ajustables con los controles eléctricos tradicionales a un lado. Pero cuando tratas de ajustar la columna del volante y los espejos retrovisores, la tradición se acaba. El vehículo tiene dos ruedecillas de control en el volante, que puedes usar de manera muy parecida a un ratón de computadora.

Con estos controles puedes configurar muchas más cosas en el vehículo. Con los controles de la pantalla central de 15 pulgadas puedes ajustar los espejos. La ruedecilla izquierda controla el espejo izquierdo y la derecha el derecho. Lo mismo se usa para ajustar la posición del volante.

Esto no es solamente una solución nueva e intuitiva, sino que también reduce la cantidad de controles físicos del vehículo, y también significa un interior visualmente más sencillo y fácil de fabricar, además de más barato. Incluso las rendijas de salida del aire acondicionado, que cubren todo el ancho de la pizarra, se ajustan desde la pantalla táctil central, de manera similar al nuevo Porsche Panamera.

Model 3

Lamentablemente, en mi recorrido no pasé por lugares tan atractivos como este.

Tesla

Impresiones de manejo

La impresión del interior es buena, naturalmente, pero lo que realmente yo quería era conducirlo, y aunque solamente tuve unos 15 minutos para ello, fue lo suficiente como para hacerme una buena idea. Robusto es la palabra que me viene a la mente para describir la experiencia de manejo: a pesar de que es más pequeño que el Model S, e incluso mucho más pequeño que el X, se siente amplio adentro da la misma sensación de aplomo que sus hermanos mayores.

La aceleración es menos fuerte que los otros modelos, pero la respuesta de los pasajeros a la velocidad inmediata confirma que esta característica de los Tesla sigue presente. Puede conducir con soltura en medio de un tráfico pesado, y un toque del pie derecho era suficiente para avanzar con rapidez y seguridad. El Model 3 se siente más ligero de lo que sugieren sus 3,814 libras de peso (3,549 libras si optas por el modelo de menos autonomía), y como las baterías están en el fondo del vehículo, toma las curvas con seguridad.

El volante, grueso, se siente genial en las manos, aunque debo admitir que las ruedecillas de control se sienten menos robustas que los otros materiales del vehículo, de más alta gama, al menos en la configuración premium. Los materiales interiores de tela, la pizarra, los asientos e incluso las aplicaciones en madera son agradables al tacto y están al mismo nivel de otros vehículos en el rango de los US$40,000.

Uno demora un tiempo en adaptarse a la pantalla central, al no tener un velocímetro tradicional, pero eso no me molestó. De hecho, me sentí menos distraído porque no estaba mirando la velocidad a cada momento. A algunos conductores probablemente les cueste más trabajo adaptarse, y todavía espero que Tesla ofrezca en algún momento un sistema que proyecte la información básica en el parabrisas, pero al menos para mí no es un problema.

Cuestiones de espacio

Más allá de la dinámica de conducir, el precio y todo lo demás que tenía curiosidad por conocer, lo que más me preocupaba eran dos cosas: el espacio libre sobre la cabeza en los asientos traseros y el espacio del maletero. Me complace reporteros que no tengo nada de qué preocuparme.

Yo mido seis pies de estatura, pero como tengo las piernas cortas muchas veces paso trabajo para sentirme cómodo en el asiento trasero, incluso en los vehículos grandes. Pero en el Model 3 no tuve problemas. En vez de tela en el techo, sobre los asientos traseros lo que hay es vidrio. Y aunque me pregunto qué significará eso en días soleados y calurosos, el espacio es amplio y cómodo.

También me preocupaba el maletero, porque el vidrio trasero no se pronuncia hacia arriba. Al fijarme en el concepto original me preguntaba si el maletero sería lo suficientemente espacioso. Pero resulta que aunque de poca profundidad, la tapa del maletero se eleva bastante y te permite colocar cosas con comodidad, porque el espacio también es amplio y profundo.

Dos bolsas de palos de golf caben perfectamente, incluso pudieran caber cuatro.

Model 3

Los adultos no tendrán problemas de comodidad en el Tesla Model 3. 

Tesla

Detalles de la producción y entrega

Tesla ha declinado repetidas veces ofrecer información oficial sobre la cantidad de pedidos, pero el propio Musk nos dijo que la compañía ha recibido "un poco más de medio millón de pedidos". Esa cifra es también la producción anual que Musk espera lograr para el Model 3, que se construye en la planta de Fremont junto con los modelos S y X.

Pero eso demorará un poco, y Musk dice que si pagas un depósito para el Modelo 3 hoy, debes recibir el vehículo para finales del 2018.

Para finales de este año Musk espera que la planta produzca unos 5,000 Model 3 a la semana. Si ya hiciste tu reservación, saca tu cuenta para saber más o menos cuándo pudieran entregártelo, pero todo esto supone que no haya problemas en la producción. "Es un carro asombroso", dijo Musk, "pero al menos durante seis meses habrá muchos problemas de manufactura".

Eso incluye identificar problemas en el proceso de ensamblaje, optimizar la eficiencia y, muy probablemente, hacer frente a los suministradores que no entreguen a tiempo. Pero el "infierno" por el que pasó Tesla durante la producción de las primeras unidades del Model X se ha aprovechado en el diseño del Model 3. Todo, desde la simplificación del interior hasta la cantidad de conexiones del sistema de enfriamiento, se minimizó con objetivo de que el ensamblaje del carro fuera sencillo, rápido y económico.

Model 3

El Model 3 tiene un diseño avanzado y atractivo. 

Tesla

De cara al futuro

Después de las incesantes demoras de los modelos S y X, el cinismo en Tesla se ha convertido en una fuerza impulsora. Con la entrega de los primeros sedanes Model, Tesla también cumple una promesa, y lo hace no solamente a tiempo sino con buena calidad. No, no es mejor ni más rápido que el S o el X, pero esa tampoco era el plan.

El tiempo dará su veredicto sobre la fiabilidad del Model 3, y muy probablemente las primeras unidades tengan algún problema, pero en general me impresionó lo que he visto y sentido. El Model 3 tiene un buen manejo y un diseño atractivo, y tiene un precio competitivo. En el pasado hemos llegado a esperar esas dos cosas de Tesla, así que es positivo que finalmente agreguemos esa tercera parte a la ecuación. 

Más Productos