Windows 8.1 Update cambiará tu visión sobre Windows 8

Pusimos a prueba los arreglos a Windows 8 que Microsoft debió haber hecho desde un principio.

windows8laptopsdan01.jpg
Crédito: Sarah Tew/CNET
  

Con la segunda actualización importante a Windows 8, confusamente denominada Windows 8.1 Update, Microsoft parece que finalmente ha recordado que hay usuarios de PC por ahí que todavía trabajan con un monitor, teclado y ratón. No todo el mundo es feliz tocando y deslizando pantallas de tabletas e híbridos, y las quejas más fuertes sobre el sistema operativo han sido en cuanto a su falta de apoyo para aquellos que utilizan sus PCs de una manera más tradicional.

Windows 8.1, que fue lanzado en octubre de 2013, fue un cambio de rumbo, cambiando a algunas de las funciones de Windows 8 que solo aparentaban tener a las tabletas en mente, para ofrecer un botón de inicio de uso limitado y una función de búsqueda que ya no requiere que busques aplicaciones, configuraciones y archivos por separado. Pese a estas mejoras, Windows 8.1 todavía se sentía como una solución de talla única para todos.

Con Windows 8.1 Update, ahora recibes un entorno informático que se siente lo suficientemente flexible para trabajar en tabletas de 8 pulgadas así como en equipos de escritorio de 27 pulgadas. El tacto es todavía el método preferido para trabajar en la interfaz de baldosas conocida como Metro, pero por fin los usuarios de mouse y teclado no quedan completamente al margen.

Las siguientes características se destacan como los aspectos de mayor importancia en Windows 8.1 Update y son las razones con más probabilidad de que finalmente te sientas bien acerca de la actualización.

windowsscreensdanapril2014-01.jpg
Crédito: Sarah Tew/CNET


El regreso del botón X para cerrar

Si tienes un dispositivo de pantalla táctil, cualquier cosa desde una tableta de 8 pulgadas a un PC de escritorio de 27 pulgadas, uno de los primeros cambios de Windows 8 que sin duda aprendiste fue a deslizar el dedo hacia abajo desde la parte superior de la pantalla hasta la parte inferior con el fin de cerrar aplicaciones nativas de Windows 8 (acompañadas de una animación un poco torpe y rebuscada). Pero con un ratón, el mismo movimiento era a la vez contradictorio y difícil de lograr de manera consistente. Simplemente el añadir el botón X en la parte superior derecha para cerrar es una obviedad que hace que la descarga de Windows Update 8.1 valga la pena.

Pero hay un truco raro: cerrar un app de Windows 8 te regresa de vuelta al escritorio tradicional, incluso si estaban previamente en la interfaz Metro. Algo inexplicablemente extraño.

ms81startpreferences.png
Crédito: Sarah Tew/CNET

Diferentes vistas para diferentes tamaños de pantalla

¿Tienes una pantalla de laptop o un monitor de tamaño tradicional? Entonces arrancarás a la vista de escritorio familiar desde versiones anteriores de Windows, en lugar del menú compuesto de baldosas. Por supuesto, todavía puedes cambiar a voluntad, pero el escritorio clásico se mantiene como el evento principal en lugar de como una característica oculta. Las pantallas pequeñas con estilo de tabletas aún arrancarán en el look de baldosas, algo que tiene sentido y un menú de propiedades de barra de tareas permite más personalización.

windowsscreensdanapril2014-02.jpg
Crédito: Sarah Tew/CNET

Soporte para las baldosas en la pantalla de inicio

Las baldosas en bloques que componen la pantalla de inicio de Windows 8 pueden ser desconcertantes. Pon en marcha una nueva PC por primera vez y encontrarás una mezcla diferente de aplicaciones representadas por estas baldosas o azulejos, en diferentes tamaños y agrupadas en diferentes secciones, todas ellas con poca lógica. Peor aún, algunas de las baldosas más grandes no ofrecen información útil más allá de un simple icono. Ese problema particular no se ha ido, pero al menos ahora es fácil e intuitivo (que es una palabra que sigue apareciendo, en caso de que alguien en Microsoft esté prestando atención) simplemente haz clic derecho sobre cualquier baldosa y cambiará su tamaño, ocúltala completamente, o incluso fíjala a la barra de tareas del escritorio clásico.

windowsscreensdanapril2014-03.jpg
Crédito: Sarah Tew/CNET

Un botón de encendido fácil de usar

Pequeño y muy simple; es exactamente el tipo de función que estuvo inexplicablemente ausente en los primeros 18 meses de vida de Windows 8. En la esquina superior derecha de la interfaz de baldosas, ahora hay un icono de encendido que te permite reiniciar, apagar o configurar tu sistema para irse a dormir.

Anteriormente, si estabas utilizando un ratón y/o no tenías una pantalla táctil, tenías que pasar el cursor en la esquina superior derecha y, a continuación, cuidadosamente navegar hasta la sección Configuración, luego hacia abajo hasta encontrar un botón de encendido diminuto en la parte inferior de la pantalla.

windowsscreensdanapril2014-04.jpg
Crédito: Sarah Tew/CNET

Añade cualquier app a la barra de tareas del escritorio

Como se mencionó anteriormente, ahora se puede hacer clic derecho sobre cualquier aplicación de Windows 8 (el tipo que se ejecuta en pantalla completa por defecto) y añadirla a la barra de tareas del escritorio clásico. Incluso si no te gusta la vista en baldosas, hay algunas buenas aplicaciones escondidas por allí, y a mí personalmente me gusta mucho el app de noticias que viene por defecto. Ahora, todavía puedes acceder a ellas sin tener que desplazarte primero a la pantalla de inicio de baldosas.

windowsscreensdanapril2014-05.jpg
Crédito: Sarah Tew/CNET
 

Indicadores de batería, red, hora y fecha en la pantalla de inicio

En realidad, todas estas son características básicas -pero- útiles que todavía le faltan a Windows 8. Incluso después de más de un año y medio, los usuarios de PC no pueden simplemente echar un vistazo a la pantalla de inicio en sus computadoras portátiles, tabletas o híbridos para ver la cantidad de vida de la batería que les queda, por no hablar de la capacidad de ver la hora o la fecha. Como siempre, la activación de la barra de "Accesos" (Charms) te da parte de esta información (con sólo un icono visual muy básico para la batería y el icono de conexión para la red Wi-Fi), pero todavía se esconden un montón de cosas muy prácticas a la vista. Por el contrario, gracias a las baldosas en vivo en la pantalla de inicio, los últimos resultados deportivos, recetas y promociones en las tiendas de aplicaciones son siempre fáciles de ver.

A pesar de esta omisión, las actualizaciones incluidas en Windows 8.1 y Windows 8.1 Update son piezas pequeñas que se suman a una sensación muy diferente de la original experiencia de Windows 8. Si el sistema operativo se hubiese puesto en marcha en estas condiciones en 2012, tendríamos probablemente una visión muy diferente de éste, en lugar de esperar a que las características de sentido común llegaran con el tiempo. Dicho esto, por primera vez ahora siento que el uso de Windows 8 en una PC de escritorio sin pantalla táctil es ahora una experiencia viable, en lugar de algo que constantemente me exige pensar en soluciones y compromisos.

Autor

Dan Ackerman es nuestro experto en todo lo relativo a computadoras (portátiles y de escritorio) y tabletas con Windows. Sin embargo, también escribe sobre juegos, gadgets y otros temas. Ackerman, quien también es DJ y miembro de la prestigiosa organización Mensa, ha escrito sobre música y tecnología por más de 15 años en publicaciones como Spin, Blender y Men's Journal.

 

Comentarios

Conversación impulsada por Livefyre

No te lo pierdas
Productos Destacados

Guía de compras navideñas

Los productos favoritos de nuestros editores para esta Navidad

Estos son los productos que más les gustaron a nuestros editores en CNET para su lista de regalos de 2014.

CONÉCTATE CON CNET en Español
CNET Insider Edición en español Los miembros de CNET en español reciben anuncios sobre nuevos servicios, funciones y otros beneficios que ofrece CNET.