Monitores de actividad física: ¿cuál es el mejor para ti?

Puse a la prueba tres de las pulseras medidoras de actividad física: la FitBit Force, la Nike FuelBand SE y la Jawbone UP24 para averiguar cuál se adaptó mejor a mi estilo de vida.

Play
La asignación parecía sencilla: descubrir cuál es la mejor pulsera para medir la actividad física: la FitBit Force, la Nike FuelBand SE o la Jawbone Up24, tres de las pulseras más populares --y más nuevas-- en el mercado. La tarea resultó ser mucho más compleja de lo que imaginé, pues cada una tiene fortalezas diferentes y cada persona tiene necesidades distintas en lo que respecta a su condición física. El resultado fue más un comparativo que una competencia para determinar un ganador.

Confieso que antes de este reportaje les hacía el “feo” a estas pulseritas de hule. Tenía la impresión que no eran más que un último recurso para personas que no lograban bajar de peso o ponerse en forma de otra manera. Un feo recordatorio de que no podría hacerlo yo sola.

Lo que descubrí en esa semana fue que medir mi bienestar se puede convertir en una divertida adicción y que soy la última víctima de esta moda ‘tech’. Definitivamente tuve una favorita que mejor se adapta a mi vida, pero las funciones que resultaron claves para mí, puede que no sean tan importantes para otras personas. Les aconsejo leer el análisis con esto en mente y tener en cuenta los pros y contras de cada una según tus hábitos y necesidades personales.

Para que se den una idea, corro al aire libre al menos tres veces por semana con o sin pulsera. En cuanto a mi alimentación, intento comer muy saludable durante la semana para darme algún gusto el fin de semana.

Diseño y comodidad

Será porque soy mujer y tengo un criterio de moda diferente, pero la verdad que no saldría a una noche de copas usando ninguna de las tres… y eso que vienen en distintos colores. Sin embargo, las tres tienen características muy específicas y diferentes en cuanto a estilo y diseño.

Nike FuelBand SE

Ofrece la mejor variedad de colores: rojo, rosado, verde limón y negro, pero tiene el color por dentro y no se aprecia mucho cuando la tienes puesta en la muñeca. Viene en tres tamaños: pequeño, mediano/grande y extra grande, pero la correa no se puede ajustar y se siente rígida e incómoda cuando duermes o escribes. La pantalla es muy discreta cuando no está encendida y está perfectamente incorporada a la pulsera, La pantalla no tiene buena resolución, pero tiene varios colores y se lee bien. Fue la que más rápido se ensució de las tres y, además, se atoraba con frecuencia a la manga de mi sueter.

FitBit Force

A diferencia del modelo anterior, que viene en cuatro colores, la FitBit Force solo viene en azul o  negro. El diseño no es nada del otro mundo, pero es bastante cómoda ya que está hecha de un material flexible que no se ensucia muy fácilmente y puedes ajustar el tamaño de la correa. La pantalla LED es más clara que la de la FuelBand, pero no tan discreta. Mi mayor queja es que la hebilla es difícil de sujetar. La primera vez que corrí con ella, no me di cuenta que no estaba ajustada correctamente y se cayó al suelo al dar el primer paso.

Jawbone Up24

Solo viene en dos colores al igual que la Force - naranja y negro - , pero es mi favorita en cuanto a su diseño. Es compacta y cómoda, no tan flexible como la FitBit, pero menos rígida que la FuelBand. Puedes elegir entre tres tamaños y es fácil de poner y quitar. La gran desventaja de la pulsera es que no tiene pantalla como las otras dos, y solo aparece un símbolo de sol o luna en la parte inferior cuando presionas el botón de inicio.

ejercicio11.jpg
Sacamos a correr a la FitBit Force. Marta Franco/CNET en Español
 

Idioma y configuración

Las dos cosas que busco al adoptar una tecnología nueva son: ¿qué tan rápido puedo aprender a usarla? y ¿qué tan fácil es de incorporar a mi rutina? Las pulseras perdieron puntos en este comparativo si tardaban demasiado en configurarse, o tenía que recordarme de sincronizarlas. Puede que existan mejores maneras de configurar cada una, pero éstas fueron mis impresiones configurando cada una desde cero.

Nike FuelBand SE

Si ya tienes cuenta con Nike, puede que el proceso sea más corto, pero si no tienes cuenta como yo, ármate de paciencia. Primero me registré en Nike.com, luego conecté la pulsera y bajé la aplicación en mi computadora y por último descargue la aplicación a mi teléfono. Lo bueno es que no necesitas otro aparato para conectarla, ya que la pulsera se convierte en USB al abrirla y se enchufa directamente al puerto de tu computadora. La aplicación de Nike FuelBand apareció en español en mi computadora, pero en la ‘app’ móvil el lenguaje variaba mucho. Todo apareció en inglés menos la fecha y notificaciones, además las palabras en la pantalla de la pulsera nunca cambiaron a español.

FitBit Force

El proceso de inicio en la FitBit Force fue similar al de la FuelBand. Abrí mi cuenta en Internet, bajé el programa a la computadora y, por último, descargué la ‘app’ movil en mi teléfono. Para sincronizar la pulsera tienes que conectar un adaptador USB diminuto, el cual es tan pequeño que podría perderse fácilmente. Las instrucciones me las dio en inglés en la página web, pero ambas aplicaciones detectaron mi idioma de preferencia y me aparecieron en español.

Jawbone Up24

Fue la más rápida en configurarse y lo hice todo desde mi teléfono. Descargué la aplicación,  ingresé mis datos y ¡listo! La pulsera se sincroniza con el teléfono a través de Bluetooth 4.0 inmediatamente y la aplicación apareció en español sin tener que configurarla.

Aplicaciones

Dos de las tres pulseras que probamos no tienen aplicación móvil para Android, por lo que el comparativo lo hice usando un iPhone 5C.

FuelBand SE

La aplicación de FuelBand es llamativa, visual, y sencilla de usar, pero tiene más funciones sociales que información útil de tu actividad diaria. La fortaleza de la ‘app’ es elemento social que te permite agregar amigos, enviar alertas sobre tus sesiones de ejercicio y saber qué deportes están haciendo tus amigos. Además te motiva con trofeos que puedes presumir en tu perfil según el número de “FuelPoints”  - el sistema de puntaje de Nike - que acumulas. Un punto en contra es que sólo está disponible para dispositivos iOS.

¿Qué mide? Mide tus pasos, las calorías que quemaste y las horas de actividad física. Una de las decepciones más grandes para mi como corredora, fue que no te da la distancia ni kilómetros ni en millas y, la verdad, no me interesa mucho saber cuántos pasos doy en mi recorrido.

FitBit Force

La FitBit es la única pulsera con aplicación para Android pero solo tiene sincronización inalámbrica con ciertos productos de Samsung como el Galaxy S3, S4 y Note 2. La versión móvil de la aplicación para iOS se me hizo más fácil de usar que la versión de computadora. No es tan visual como las otras, pero la información básica es fácil de encontrar, aunque tienes que volver a buscar un poco para encontrar la información detallada que registra la pulsera.

¿Qué mide? Mide tus pasos, distancia, calorías quemadas, minutos de actividad, calidad de sueño y tienes la opción de registrar la comida que consumes y tus objetivos de peso. Además la única que te mide los pisos que subiste.

Jawbone Up24

Una vez más, fue la más fácil de usar y la que más rápido se sincronizaba con mi pulsera al abrirla. Es muy visual y despliega tu información como una cronología vertical que motiva a querer registrar tus sesiones de ejercicio y alimentos que consumiste durante el día.

¿Qué mide? Te muestra tres cifras importantes, nivel de actividad física, sueño y calorías. Al presionar una de estas cifras, puedes ver más información como distancia, horas activas, altura, patrones de sueño y más. Registra la intensidad de tu actividad durante el día y puedes definir qué estabas haciendo durante esos períodos más intensos. Lo malo es que fue el más generoso en cuanto a pasos que daba durante el día y me hizo dudar de la precisión del medidor.

ejercicio06.jpg
La más cómoda es la Jawbone Up24 pero sacrificas la pantalla por comodidad. Marta Franco/CNET en Español

Contar calorías con las pulseras

La opción de contar calorías con las pulseras es una herramienta útil para personas buscando perder peso, pero si preparas tu propia comida como yo puede ser un reto. Muchos de los alimentos que consumo no están registrados en la base de datos de la FitBit o la Up24, y buscar cuántas calorías tiene cada ingrediente de mi batido matutino, o mi ensalada puede ser tedioso. Tendría que medir y registrar cada ingrediente por separado para lograr las calorías exactas.

Por supuesto, las pulseras no sustituyen de ninguna forma una visita al médico o una consulta con un nutriólogo, dietista o experto en alimentación.

FuelBand SE

No te permite registrar las calorías ni los alimentos que consumiste.

FitBit Force

Una de las mayores fortalezas de la aplicación es la función de dieta. Te permite registrar lo que comiste en con una extensa base de datos alimenticios e información nutricional, aunque olvídense de las pupusas, porque carece de comidas tradicionales latinoamericanas como pupusas. Lo que más útil me pareció fue la función que te permite crear un plan alimenticio según tus metas de peso. Ingresas tu peso ideal, y calcula cuántas calorías debes estar consumiendo a diario para alcanzar la meta, y cuánto tiempo de tardarás en perder el peso. Mi única crítica es que no es muy visual y me costó un poco calcular las porciones. Ingresas el alimento y la cantidad y luego la aplicación calcula las calorías de cada cosa.

Jawbone Up24

Tiene una buena base de alimentos al igual que FitBit Force y en este caso si encontré comidas latinoamericanas como plátanos, pupusas, frijoles refritos y más. Además te permite escanear código de barras de tu alimento si viene con envoltorio para no tener que buscarlo. Cuando agregas un alimento te muestra un dibujo de la porción y puedes ajustar el tamaño según lo que comiste. Además de calorías puedes ver la cantidad de azúcar, fibra, grasa proteína y sodio que tiene el alimentos que ingresaste. Algo que utilicé mucho es la función fotos que te permite registrar una comida en tu cronología con una imagen. No me puse a contar cada ingrediente de lo que mostraba en la foto, pero al menos la confesión visual de lo que comiste te ayuda a cumplir tu meta. Para personas visuales como yo es una aplicación ideal. Lo malo es que no tienes la opción de incluir la dieta como una de tus metas y no te ayuda a perder peso con un plan de calorías como la FitBit.

Medidor de sueño

Varios estudios han comprobado que hay un paralelo entre el sueño y el peso de una persona. Cuando no duermes lo suficiente, tu cuerpo te pide energía y terminas supliendo el déficit con más calorías. Es importante estar consciente de tus patrones de sueño si estás queriendo perder peso y función en las tres pulseras. En mi caso, descubrí que me tardo más de 11 minutos en dormirme desde que me acuesto en la cama, y que sólo duermo un promedio de tres horas de sueño profundo por noche. Por supuesto, las pulseras no sustituyen de ninguna forma una visita al médico o una consulta con un experto.

Nike FuelBand SE

Te permite registrar tu sueño presionando el botón de inicio de la pulsera durante tres segundos igual como lo harías si estás comenzando una actividad física. Me pareció muy incómoda para dormir, y el hule se pegaba en mis sábanas cuando me movía. Al despertar, presionas el botón nuevamente para indicarle que deje de registrar, y luego tienes que ingresar esta actividad como “sueño” desde la aplicación movil. No es tan fácil descifrar la información en la aplicación más allá de las horas que permaneciste en la cama, y no tiene opción de alarma.

FitBit Force

Para activar el medidor de sueño, tienes que mantener presionado el botón de la pulsera durante tres segundos. Si lo activaste, verás que aparece un cronómetro en pantalla que te está registrando tu sueño. El bulto de la pantalla se me hizo muy incómodo para dormir, y no me la quería dejar puesta toda la noche. Tienes que apretar el botón justo cuando te levantes para que te registre las horas que dormiste, algo que se te olvida fácilmente si no estás usando la pulsera como despertador. En la aplicación podrás ver las horas de sueño profundo y sueño ligero que tuviste durante la noche y las veces que despertaste. Además, puedes programar una alarma “inteligente” desde el dispositivo para hacer que vibre la pulsera cuando te quieras levantar,

Jawbone Up24

Similar al FitBit, aprietas el botón de inicio en la punta de la pulsera para avisarle cuando te vas a dormir y cuando te levantas. Verás que te aparece el símbolo de la luna cuando está registrando tu sueño, o el del sol durante el día. Fue la única que no me molestó durante la noche y las más fácil de activar. La información que ves en la aplicación cuando sincronizas la pulsera es similar a la del Force pero aún más detallada. Te muestra tus horas de sueño profundo, sueño ligero, las veces que te levantaste a media noche y hasta cuánto te tardaste en dormirte. También puedes programar una alarma “inteligente” para que te despierte con vibración. Además de ser más placentera que el sonido de una alarma, esta función de las pulseras es útil si quieres levantarte antes de tu pareja sin que despierte.

ejercicio16.jpg
La FuelBand SE es la única que no mide distancia recorrida, y sólo registra pasos. Marta Franco/CNET en Español

Cargar y sincronizar

Los tres aguantaron más de una semana sin recargar la batería, pero depende de qué tanto la utilizas.

Nike FuelBand SE

Cargar el FuelBand es extremadamente fácil. La pulsera se enchufa directamente al puerto de USB de tu computadora y no necesitas cargar otro cable porque el USB está integrado al dispositivo. Además, no tendrás que cargarlo muy a menudo, porque la batería dura más de una semana. La pulsera viene con Bluetooth 4.0, por lo que se debería de sincronizar automáticamente a tu dispositivo, pero al final del segundo día noté una discrepancia entre las cifras de la pantalla con las cifras de la aplicación. Tuve que cerrar y reiniciar la aplicación para que se sincronizara bien en el teléfono. Tú experiencia podría ser diferente.

FitBit Force

Para sincronizar la pulsera a tu cuenta de internet necesitas conectar un aparatito USB a la ranura en la configuración inicial. Después de esto, debería sincronizarse de manera inalámbrica a través de Bluetooth 4.0 con tu aplicación móvil, pero noté que tardaba un poco en desplegar la información más reciente en mi teléfono. Necesita un cable pequeño con conexión USB para cargar la batería de la Force que se engancha en la parte inferior de la pulsera.

Jawbone Up24

La ‘app’ te avisa cuando debes cargar la batería, pero al igual que el FitBit, necesitas un cargador externo: un cable pequeño con conexión USB a un lado y ranura para enganchar la la pulsera al otro lado. La tapadera de esta conexión en la pulsera es demasiado fácil de perder de vista si se te cae. La velocidad de sinconización con la aplicación móvil era clave con esta pulsera, porque dependía de ella para ver mi progreso ya que no tiene pantalla. Y aquí fue cuando se llevó de calle a los otros dos. La información nueva aparecía inmediatamente después de ingresar a la aplicación en mi teléfono y no tuve que reiniciar en ningún momento.

ejercicio05.jpg
La FitBit Force es la más barata y con mejor pantalla. Marta Franco/CNET en Español

Precio

La lógica diría que la FitBit Force tendría que ser la más cara de las tres si comparamos cantidad de funciones y pantalla, pero al contrario: es la más barata a US$129.95.  La Nike FuelBand SE tiene pantalla, pero no registra la dieta, ni patrones de sueño y cuesta US$149; la Jawbone Up24 también que cuesta US$149 y no tiene pantalla.

Tras años de dietas y contar calorías, lo último que quiero es obsesionarme con perder peso, por lo que tal vez no le sacaría provecho a la Force. Por su parte, la FuelBand SE no me ayuda a entrenar para un maratón, porque no mide distancia. Pero el diseño ligero, la función de sueño y el medidor de distancia del Jawbone Up24 me harían caer en esta adicción y parece ser la más apropiada para mi estilo de vida.

Como ven, cada una tiene sus fortalezas y debilidades y la mejor para ti es la que mejor se adapte a tus necesidades. Si realmente te comprometes a usar un brazalete para medir tu actividad física, esto puede ser una buena inversión que te ayudará a crear buenos hábitos.
Autor

Vanessa Hand Orellana es reportera y presentadora de CNET en Español. Vino a EE.UU. de El Salvador para estudiar periodismo en la Universidad Northwestern en Chicago. Comenzó su carrera con Univision en Miami y luego en San Francisco. Cuando no está jugando con los últimos ‘gadgets’ en la oficina, está haciendo algún deporte extremo o explorando el área de la Bahía de San Francisco.

 

Comentarios

Conversación impulsada por Livefyre

No te lo pierdas
Productos Destacados

Guía de compras navideñas

Los productos favoritos de nuestros editores para esta Navidad

Estos son los productos que más les gustaron a nuestros editores en CNET para su lista de regalos de 2014.

CONÉCTATE CON CNET en Español
CNET Insider Edición en español Los miembros de CNET en español reciben anuncios sobre nuevos servicios, funciones y otros beneficios que ofrece CNET.