Científica peruana le pone tecnología a la belleza [y viceversa]

Katia Vega quiere que los cosméticos sean algo más práctico y con funciones útiles más allá del mero glamour.

Blinkifier3.jpg
Esta modelo lleva pestañas falsas y un delineador conductivo para controlar objetos. (Crédito: Beauty Technology)

El maquillaje tiene muchas funciones: puede servir para decorar la piel, corregir imperfecciones u ocultar heridas o cicatrices. En el teatro puede ayudar a cambiar el aspecto de un personaje y, por supuesto, muchas mujeres lo usan simplemente para lucir mejor, resaltando algunas facciones y escondiendo otras.

Pero ¿usar el maquillaje para controlar objetos o dispositivos? Eso es algo que suena salido de una película de ciencia ficción, pero está más cerca de la realidad de lo que imaginas.

Katia Vega, una científica peruana de 30 años, está combinando la tecnología con los cosméticos para darles un poco más de funcionalidad y hacer que el maquillaje, junto con la ropa y los accesorios, también forme parte de la llamada informática de vestir.

Vega se inspiró en la tecnología de la belleza durante el año que pasó gracias a una beca en la Hong Kong Baptist University (febrero de 2012 a febrero de 2013). Ahí, ella vio cómo muchas jóvenes llevaban pestañas postizas y uñas muy decoradas –algunas con figuras como la de Hello Kitty– y pensó: “Si ése es el estilo ¿por qué no añadirles tecnología?”

“Me interesaba el prospecto de usar objetos del día a día e incorporar tecnología invisible”, Vega le dijo a CNET en Español durante una entrevista vía Skype. La idea es simple: hallar formas para usar nuestro cuerpo como método de computación.


De Hong Kong, Vega regresó a Brasil para continuar sus estudios de doctorado en la Universidad Pontificia Católica de Rio de Janeiro. Desde entonces, la científica se ha enfocado en explorar la interacción que los músculos de la cara pueden tener con las máquinas.

Como parte de su investigación, Vega creó unas pestañas postizas metalizadas y uñas con un chip RFID, que pueden usarse para controlar dispositivos.

 

El proyecto de las pestañas metalizadas con plata y níquel se llama Blinklifier y consiste en un delineador de ojos conductivo de electricidad que permite controlar un dispositivo electrónico con solo parpadear. El simple movimiento de los párpados puede hacer que se enciendan y apaguen luces e incluso hacer que vuele un pequeño helicóptero de juguete.

Vega explica que el delineador se conecta con un microprocesador escondido dentro del cabello que manda señales por radiofrecuencia a luces que tienen sensores. El proyecto le valió a esta joven un primer lugar en la competencia TEI 2013 Design Challenge este año en Barcelona.


Otro proyecto de Vega que incorpora tecnología a la cosmética tiene que ver con las uñas. 

Denominado Twinkle Nails, consiste en añadirle un chip RFID (o identificación por radiofrecuencia) a cada uña para luego ponerles una capa de esmalte tratado con químicos para hacerlas conductivas como un imán. Una aplicación puede ser creada para que "entienda" el movimiento de cada dedo de modo que puedan, por ejemplo, tocar el piano o tocar discos como un DJ.

Según Vega, la tecnología de la belleza (o Beauty Technology como ella denomina a sus proyectos), otorga “cierta libertad”, pues es posible usar los músculos que tenemos en la cara para hacer muchísimas cosas, incluyendo encender el televisor, el aire acondicionado o controlar otros dispositivos.

Tras experimentar con uñas y pestañas, Vega ahora está contemplando otras opciones y otros productos, incluyendo un lápiz labial y maquillaje "más masculino" para atraer el interés de los hombres. Y es que entre otros usos que prevé la "tecnología de la belleza" se incluyen otros más prácticos como pagar por el pasaje del metro o abrir una puerta.

 

Hasta el momento, Vega dice que algunas compañías en el circuito de la moda se han puesto en contacto con ella, pues están interesadas en usar su tecnología en desfiles y pasarelas. 

Para Vega la atención que está teniendo por su tecnología de la belleza la apasiona aún más, pues es parte de la investigación de su doctorado y es una tecnología totalmente nueva y con mucho futuro. “Estoy muy motivada, porque veo que a la gente realmente le gusta lo que estoy haciendo".
 
Autor
Claudia Cruz

Claudia Cruz es reportera de CNET en español. Nació y creció en la Ciudad de Nueva York y es hija de padres dominicanos. Claudia tiene una maestría en periodismo de emprendimiento de la Universidad de la Ciudad de Nueva York y es abogada por la Universidad Estatal de Ohio. Recientemente ejerció como editora de Patch en Mountain View y Palo Alto, en Silicon Valley, donde actualmente vive. A Claudia le gusta el béisbol, la yoga y hacer cata en las abundantes microcervecerias de California.

 

Comentarios

Conversation powered by Livefyre

No te lo Pierdas
Productos Destacados
conéctate con CNET en Español
CNET Insider
Edición en español
Los miembros de CNET en español reciben anuncios sobre nuevos servicios, funciones y otros beneficios que ofrece CNET.